Noticias | Hyundai

Hyundai, de los híbridos a la pila de combustible

Desde los híbridos hasta la pila de combustible de hidrógeno, Hyundai ha estado a la vanguardia del desarrollo de vehículos ecológicos durante tres décadas. Proporcionar una movilidad limpia y promover un futuro sostenible son elementos clave relacionados con la mentalidad de progreso de Hyundai, que está llevando a la empresa hacia adelante.

Aunque los automóviles eléctricos e híbridos sólo han empezado a ser comercializados ampliamente en el último decenio, Hyundai presentó su primer automóvil puramente eléctrico ya en 1991. Desde entonces, han aparecido varios modelos ecológicos conocidos. En 2020, la compañía celebra 30 años de e-movilidad.

1990 - EL DESARROLLO DE LOS PRIMEROS EV DE HYUNDAI

Hyundai dio sus primeros pasos en el desarrollo de los EV a principios de los años 90. La compañía presentó su primer coche puramente eléctrico, el Sonata Eléctrico, en 1991. Un concepto basado en el sedán Sonata, que contaba con una batería de plomo y ofrecía una autonomía de 70 kilómetros, así como una velocidad máxima de 60 km/h.

En los años siguientes, Hyundai reveló más conceptos de vehículos eléctricos con batería de plomo. En 1992, un VE basado en el Excel ofrecía una autonomía de 100 kilómetros y una velocidad máxima de 100 km/h. En 1993, Hyundai desarrolló un segundo VE basado en la Sonata con una autonomía de 140 kilómetros y una velocidad máxima de 120 km/h. Luego, en 1994, se reveló un VE basado en el Scoupe, con un alcance de 140 kilómetros y una velocidad máxima de 120 km/h.

Hyundai dio un paso aún mayor en el avance de sus EV con la apertura de su Centro de Investigación y Desarrollo en Namyang, Corea del Sur, en 1995. Esto condujo al desarrollo de los VE de Hyundai con baterías de níquel e hidruro metálico, como el concepto de VE Accent. Este automóvil ofrecía una autonomía muy mejorada de 390 kilómetros y una velocidad de 140 km/h.

Durante este período, Hyundai también realizó sus primeros experimentos con sistemas de propulsión híbridos. El primer coche híbrido-eléctrico de la compañía, el concepto FGV-1, debutó en el Salón del Automóvil de Seúl de 1995.

2000 - LOS AVANCES EN LA TECNOLOGÍA DE LAS PILAS DE COMBUSTIBLE

A principios del milenio, las preocupaciones medioambientales habían entrado en la tendencia general. Hyundai había comenzado a desarrollar vehículos de pila de combustible en 1998, y en 2000 presentó su primer prototipo, el concepto de Santa Fe FCEV. El primer FCEV con un depósito de hidrógeno de 350 bares, estaba equipado con una pila de combustible de 75 kW y ofrecía una autonomía de 230 kilómetros. Aunque estas estadísticas eran impresionantes para la época, mostraban que, en combinación con la falta de infraestructura para los automóviles de hidrógeno, la producción en masa de vehículos de pila de combustible no era viable en ese momento.

En el Salón del Automóvil de Ginebra de 2004, Hyundai presentó su concepto de pila de combustible de segunda generación, el Tucson FCEV, que estaba equipado con una nueva batería de polímero de litio. Incorporaba una serie de avances técnicos, entre ellos una pila de células de combustible de 80 kW y una autonomía de conducción ampliada de 300 kilómetros. Esto fue posible gracias a sus tanques de almacenamiento de hidrógeno de 152 litros. Además, el Tucson FCEV tenía capacidad de arrancar en clima frío, lo que significa que todavía podía ser conducido después de haber sido sometido a temperaturas de -20 grados centígrados durante cinco días.

Hacia finales de la década de 2000, los fabricantes de automóviles comenzaron a producir en masa vehículos híbridos. Hyundai mantuvo su liderazgo en innovación de sistemas de tracción alternativos al lanzar el modelo de producción Avante LPI Híbrido en 2009. Fue el primer vehículo híbrido del mundo impulsado por un motor de combustión interna construido para funcionar con gas licuado de petróleo como combustible.

El LPI Híbrido fue el primer automóvil de producción que adoptó baterías de polímero de litio, que Hyundai desarrolló junto con sus socios locales. Éstas tienen la ventaja de ser más ligeras y de mayor potencia.

2010 - HYUNDAI SE CONVIERTE EN UN PIONERO DE LA MOVILIDAD DEL FUTURO

Después de dos décadas de extensas investigaciones y conceptos innovadores, Hyundai se centró en hacer realidad los modelos de producción eléctrica durante la década de 2010.

Hyundai lanzó BlueOn, su primer coche eléctrico de producción, en Seúl en septiembre de 2010. Se basaba en el Hyundai i10 y tenía una autonomía de 140 kilómetros y una velocidad máxima de 130 km/h. El primer EV de alta velocidad de Hyundai, estaba equipado con una batería de polímero de litio de 16,4 kWh y tenía un tiempo de carga de seis horas. Las ventas se limitaron a Corea del Sur y se utilizaron para abastecer a los organismos de su gobierno.

En 2011, comenzaron las ventas del Hyundai Sonata Híbrido, que había sido anunciado previamente en el Salón del Automóvil de Los Ángeles de 2008. Además de ser el primer vehículo totalmente híbrido convencional que utiliza baterías de polímero de iones de litio, el Híbrido Sonata utilizó la tecnología Blue Drive de Hyundai, que mejoró el consumo general de combustible y redujo las emisiones de gases de escape, y fue el primer híbrido en funcionar con el Dispositivo Eléctrico Montado en la Transmisión (TMED), que es un sistema de vehículo eléctrico híbrido de conexión en paralelo. El TMED fue desarrollado independientemente por Hyundai.

Hyundai celebró un hito clave en la eco movilidad en 2013 cuando el ix35 Fuel Cell se convirtió en el primer vehículo de pila de combustible de hidrógeno de producción a gran escala en el mundo. El ix35 tenía una potencia de 100 kW y un depósito que contenía 5,64 kg de hidrógeno, así como una batería de polímero de litio de 24 kWh. El tiempo de repostaje rápido y la autonomía de 600 kilómetros del vehículo, combinados con la ausencia de emisiones de CO2, proporcionaron beneficios tanto a los clientes como a la sociedad en su conjunto.

En 2016, se presentó el Hyundai IONIQ, el primer coche del mundo que ofrece sistemas de propulsión híbridos, híbridos enchufables y totalmente eléctricos en un solo tipo de carrocería. IONIQ utiliza la tecnología Blue Drive para reducir las emisiones y mejorar el rendimiento. La versión eléctrica cuenta con una batería de polímero de iones de litio de 28 kWh y una autonomía de 200 kilómetros.

Cada modelo IONIQ está construido con materiales ligeros como el aluminio y el avanzado acero de alta resistencia, por lo que consume menos energía durante la conducción. Otras formas de proteger el medio ambiente incluyen el uso innovador de materiales reciclados y orgánicos y la reducción de la dependencia de los productos basados en el petróleo.

Hyundai lanzó el NEXO, su vehículo de pila de combustible de segunda generación y buque insignia tecnológico, en 2018. Con una autonomía de conducción de 666 kilómetros, el NEXO combina una movilidad limpia con las últimas funciones de conducción autónoma y sistemas avanzados e inteligentes de asistencia a la conducción.

Más adelante en 2018, Hyundai anunció el primer SUV eléctrico subcompacto del mundo, el Kona Eléctrico. La demanda de los clientes del Kona Eléctrico superó todas las expectativas tras su lanzamiento en Europa. Disponible en dos versiones de batería, 39,2 kWh y 64 kWh, el SUV totalmente eléctrico ofrece una autonomía de hasta 449 kilómetros con una sola carga.

2020 - EL AÑO DE LA ELECTRIFICACIÓN DE HYUNDAI

Después de 30 años de innovaciones en el desarrollo de vehículos respetuosos con el medio ambiente, Hyundai ofrece ahora la gama más diversa de vehículos eléctricos en el mercado. Con el NEXO, Hyundai ya está en su segunda generación de vehículos eléctricos de pila de combustible, mientras que otros fabricantes están en su primer modelo o todavía están hablando de él. El Hyundai IONIQ también está ya en su segunda generación, mostrando el hecho de que la compañía está optimizando sus vehículos de energías alternativas mientras que otros fabricantes aún los están desarrollando.

Con una nueva década en marcha, Hyundai sigue mirando hacia el futuro para fortalecer aún más su posición como líder de la eco-movilidad. El año 2020 es el "Año de la Electrificación" de la empresa, lo que significa que Hyundai tiene previsto ofrecer más de tres cuartas partes de su gama en Europa en versión electrificada para finales de año, además de convertirse en uno de los mayores proveedores de vehículos de emisiones cero en Europa. No contento con detenerse en los coches de pasajeros, Hyundai está incluso llevando la electrificación a otros aspectos de la movilidad, a saber, a los coches de carreras y los camiones comerciales. Para 2025, Hyundai planea ser uno de los tres principales proveedores de vehículos eléctricos en Europa.