Noticias | Rallyes

Positivo retorno de Paniceres con el Kia Río N5

Infomotor, 12 Agosto 2019

Ocho meses después de su última participación en un rallye, Ángel Paniceres se volvía a poner el casco este fin de semana para tomar parte en la décimo tercera edición del Rallye Memorial Cristian López, prueba valedera para la Copa de Escuderías del Campeonato de España de Rallyes de Asfalto.
La participación del piloto ovetense en la cita cántabra suponía además el estreno de la nueva unidad del Kia Rio N5 desarrollada por RMC Motorsport, y con la cual Paniceres afrontará la segunda mitad del campeonato nacional de asfalto.
El piloto de Blendio, acompañado a su derecha por Fco. Javier Álvarez, afrontaba esta prueba como un test de cara a recuperar las sensaciones al volante, después de este tiempo de inactividad, así como para comprobar las mejoras que presenta esta nueva unidad del Kia Rio N5, respecto a la empleada la pasada temporada.
La carrera cántabra, que constaba de un recorrido dividido en dos jornadas, con cuatro especiales el sábado y seis el domingo, estuvo marcada por las condiciones climatológicas, al desarrollarse el primer día sobre un asfalto seco, mientras que el domingo la lluvia hizo acto de presencia a lo largo de todo el recorrido, lo que permitió a Paniceres probar diferentes configuraciones en su vehículo.
Sin tomar riesgos innecesarios que pudieran comprometer el objetivo de sumar kilómetros sobre el coche, el equipo realizó un rallye de menos a más, llevándoles incluso a registrar el mejor tiempo de los vehículos N5 en varias de las especiales, concluyendo finalmente la prueba cántabra en la novena posición absoluta.
La próxima cita del equipo será dentro de un mes, en concreto los días 13 y 14 de septiembre, con motivo de la 56ª edición del Rallye Princesa de Asturias en la que Ángel Paniceres se medirá con los participantes de la Copa N5 RMC.
Ángel Paniceres declaraba tras la prueba cántabra: "Estoy muy contento por como ha transcurrido el rallye, ya que hemos cumplido con el objetivo principal que nos habíamos marcado, y no era otro más que sumar el mayor número posible de kilómetros con la nueva unidad del Kia Rio N5, de cara a nuestros futuros compromisos dentro del CERA. A pesar de  nuestro tiempo de inactividad, y de los habituales problemas de juventud del coche, algo normal en una unidad que estrenábamos aquí, con el paso de las especiales nos fuimos encontrando cada vez más a gusto, obteniendo bastante información al haber podido rodar tanto en condiciones de seco como de mojado, lo que nos sirvió para probar nuevos reglajes en el coche".